Durante el 2014, la Unidad de Planta de Esterilización por Rayos Gamma (Pegamma) del Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (Ivic) aumentó en 6,7% su capacidad para reducir microorganismos patógenos e insectos de una gran variedad de productos, en comparación con el año anterior.

Dicho incremento en la productividad fue posible gracias a la instalación del mini-irradiador, adquirido a la empresa Nordion de Canadá y activo desde el 2013, cuando obtuvo la autorización de la Dirección de Energía Atómica del Ministerio del Poder Popular para la Energía Eléctrica para ser utilizado con fines principalmente de investigación, desarrollo y validación de nuevos productos, validación de productos ya procesados en la Pegamma y tratamiento de productos imposibles de esterilizar en la Pegamma.

 photo rayosgamma2.jpg

En total, se procesaron 2.140 metros cúbicos (m³) de diversos artículos, como lencería de quirófano, insumos médicos, productos fitoterapéuticos (derivados de plantas), especias, medicamentos, envases plásticos y metálicos, lecho para animales, entre otros materiales con el potencial de causar enfermedades y hasta la muerte.

El volumen de bienes irradiados con esta radiación electromagnética -generada por el metal Cobalto-60- se logró mediante el uso de dos instancias: Pegamma (IR-216), donde se irradiaron 1.893,50 m³ a un promedio diario de 22,89 horas; y el mini-irradiador IR-236), con el cual se procesaron 246,50 m³ a un funcionamiento promedio de 21,47 horas al día.

 photo rayosgamma1.jpg

Como se recordará, Pegamma es la única de su tipo en Venezuela con la capacidad de reducir la carga microbiana en diversos materiales de uso o consumo humano, bajo estrictos estándares de calidad, confiabilidad, eficiencia, salubridad, competitividad y desarrollo tecnológico nacional. Fue construida en la estructura del antiguo reactor nuclear de investigación RV-1 y puesta en funcionamiento en 2004, cuando recibió la autorización para funcionar de la Dirección de Energías Alternativas del Ministerio del Poder Popular para la Energía y Petróleo.

Además de los aspectos operativos, la Unidad de Planta Pegamma cumplió los acuerdos internacionales de salvaguardias firmados por la República Bolivariana de Venezuela y el Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), inherentes al RV-1 y su combustible.

Fuente: Vanessa Ortiz Piñango / Prensa IVIC

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.